El Señor de los Anillos I. La Comunidad del Anillo, de J.R.R. Tolkien

“Un zorro que pasaba por el bosque, ocupado en sus propios asuntos, se detuvo unos instantes, husmeando.

“¡Hobbits!-pensó-. Bien, ¿qué querrá decir? He oído cosas extrañas de esta tierra, pero rara vez de un hobbit que duerma a la intemperie bajo un árbol. ¡Tres hobbits! Hay algo muy extraordinario detrás de todo esto”.

Estaba en lo cierto, pero nunca descubrió nada más sobre el asunto.”

Ya hacía mucho tiempo que le tenía el ojo puesto a esta obra maestra, Biblia de todos los fans de las novelas fantásticas. De J.R.R. Tolkien he leído ‘El Hobbit‘ y ‘Los Hijos de Hurín‘, los dos muy buenos aunque no me acabaron de enamorar. Aún recuerdo como si fuera ayer cuando en 2001 salió la primera película de la trilogía. Por aquel entonces yo tenía ocho años y quedé maravillado con toda la fantasía que destilaba cada segundo de la adaptación cinematográfica de Peter Jackson.
A los nueve años, siendo cabezota como cualquier conocido mío os podría confirmar, me decidí en leer el libro y el resultado fue poco más que desastroso. Efectivamente era demasiado para un chico con menos de una década de edad. Sin embargo, mi deseo por saber todos los secretos y escenas que nunca cupieron en la película dejó una huella que me ha acompañado hasta en la actualidad que, con diecinueve años, cogí el libro con miedo de que fuera demasiado complicado para mí -llamadlo trauma infantil, pues el libro no se caracteriza por ser denso ni mucho menos-. Los que seguís este blog desde sus inicios sabéis que los libros fantásticos bien escritos me apasionan y no dudo en afirmar que es mi género favorito aunque también debo reconocer que es un género difícil, pues muchos equilibrios entre la fantasía y la credibilidad debe conseguir el escritor.
La primera parte de la trilogía de El Señor de los Anillos es La Comunidad del Anillo, escrito once años después de “El Hobbit” en 1948, y está dividido en dos libros: el libro primero (con doce capítulos y originalmente llamado “El Anillo se pone en camino”) transcurre desde el centesimodecimoprimero cumpleaños de Bilbo hasta la derrota de los Jinetes Negros en el Vado, cerca de Rivendel, y el libro segundo (con 10 capítulos y originalmente llamado “El Anillo va al Sur”) transcurre desde el Concilio de Elrond hasta la disolución de la Comunidad. Es interesante como de un detalle de “El Hobbit” como el hallazgo del Anillo que hace invisible por Bilbo, puede Tolkien dotarlo posteriormente de tanta importancia y adquirirle el destino de toda la Tierra Media.
La historia empieza, como ya he dicho anteriormente, en el día del cumpleaños del ya conocido Bilbo. Nos situamos, como no, en la idílica y tranquila Comarca, más concretamente en Hobbiton. Ocasionalmente ha habido visitas de extranjeros en Bolsón Cerrado, más de un enano y repetidas veces un mago o “perturbador de la paz” como lo llaman los ciudadanos de la Comarca, poco acostumbrados a los extranjeros, entran por las puertas de la casa desde que Bilbo volvió de aquella inesperada aventura.* Frodo, sobrino adoptado de Bilbo, es un hobbit simpático y alegre al que nadie vincula con las “rarezas” de su tío pero cuando este desaparece por arte de magia y en vista de todos por su cumpleaños, sabe que debe irse despidiendo de La Comarca.
Y no se equivoca, el “perturbador de la paz” resulta ser ni nada más ni nada menos que el mago Gandalf el Gris, que persuade a Bilbo para que antes de partir a por nuevas aventuras deje a Frodo el Anillo mágico que consiguió en su anterior viaje en la oscura caverna de Gollum. Lo hace empujado por la intuición que algo oscuro tiene dicho anillo mágico, y resulta ser cierto. De este modo, se le encomienda a Frodo Bolsón llevar el Anillo Único, formado por Sauron en el oscuro país de Mordor para dominar todo tipo de vida y extender las tinieblas por la Tierra Media, que junto a sus fieles amigos Sam, Pippin, Fredegar y Merry se embarcan en un viaje sin precedentes.
A lo largo de esta increíble aventura relatada por un narrador omnisciente que no se separa de Frodo y ambientada en la Tierra Media (escenario común de todas las obras de Tolkien), conoceremos a tan famosos personajes como Aragorn (un montaraz que parece tener muchos más años de los que aparente por su sabiduría y resulta ser heredero del trono de Gondor), Legolas (elfo arquero del Bosque Negro), Gimli (enano de las montañas, cabezota como solamente un enano puede ser), Boromir (hombre orgulloso y ambicioso pero también bondadoso), Elrond (sabio elfo que forma la Comunidad del Anillo) o la Dama Galadriel (hermosa reina élfica de Lórien que influirá notablemente en la Comunidad). 
La decisión es de Frodo: sucumbir al mal, huir o destruir el Anillo, fuente de toda la oscuridad que asoma desde Mordor, aunque su vida dependa de ello.No sé si solamente yo me he fijado, pero me obligo a resaltar la capacidad de Tolkien para dotar de tan hermosos nombres todos los elementos de la narración. Los personajes y escenarios tenebrosos tienen nombres oscuros y los nombres de los elementos bondadosos y buenos son suaves como la caricia de una tranquila brisa marina.
Una curiosidad del libro es que tenía que llamarse “Crece la Sombra”, después “El Retorno de la Sombra” y, finalmente, Tolkien decidió llamarlo “La Comunidad del Anillo”.
Se nota por su modo de escribir que Tolkien era un amante de la geografía, pues la mayor parte de las descripciones son de paisajes y se luce situando a cada momento a la Comunidad. Pero esto no resulta ser su telón de Aquiles pues no deja de lado ni los personajes ni la trama. Al igual que Gabriel García Márquez en sus “Cien Años de Soledad” narra de una forma elegante, descriptiva y sin prisas pero tampoco sin ninguna pausa. No sobran líneas, pues si el lector se saltara un solo párrafo, lo más seguro es que se perdería importantes sucesos, imprescindibles para seguir con la lectura.
He observado también múltiples escenas de la película que nunca existieron (por ejemplo, quien salva de la muerte a Frodo en su viaje a la valle de Rivendel fue el elfo Glorfindel y no Arwen, que solo es mencionada una sola vez en todo el libro) y otros muchos sucesos que no salen en el libro (el personaje de Fredegar, el viaje por el Bosque Viejo, la estancia de los hóbbits en la casa de Tom Bombadil, los ataques de los lobos cerca de la entrada de Moria y muchos más). 
Lo mejor del libro sin duda es la fantasía que destilan todos los elementos que lo forman: los escenarios, los personajes, las lenguas y hasta el manera de actuar que tienen los protagonistas. Esto es, damas y caballeros, fantasía pura y sin freno.
El único fallo que encuentro en El Señor de los Anillos I. La Comunidad del Anillo es la poca traza que tiene más de una vez la pluma de Tolkien para relatar sentimientos e intentar emocionar al lector. Su modo de narración me recuerda mucho a un cuento y a veces tiene excusas perfectas para poder llegar al corazón y son desaprovechadas. Tal característica se remarca a la salida de Moria, que se me hizo mucho más emotiva en la película que en el libro. Sin embargo, esto no estropea en absoluto la narración.
En general, un clásico del que todos habrán oído a hablar o lo habrán visto en su adaptación cinematográfica. He disfrutado muchísimo esta lectura, quizás no tanto por lo que es en realidad sino por lo que ha supuesto en mi vida, pues la trilogía ha resultado ser una notable influencia en mis gustos literarios y cinematográficos. Para los fans de Tolkien y el género fantástico es un imprescindible. Pero si no os apasiona el género fantástico o os gusta la fantasía realista (al estilo Patrick Rothfuss) este no es vuestro libro, pues acabaréis con sobredosis de fantasía. No dudaré en seguir con la aventura del portador del anillo a la segunda parte de la trilogía, Las Dos Torres. Quizás hay muchos desacuerdos con la puntuación final, pero repito que en este caso mi experiencia personal con Tolkien ha influenciado mucho.
El Señor de los Anillos es una trilogía cuya primera parte es “La Comunidad del Anillo“, prosigue con “Las Dos Torres” y acaba con “El Retorno del Rey“. Sin embargo, toda la historia de El Señor de los Anillos tenía que ser en sus inicios una secuela de “El hobbit“, por lo que recomiendo muchísimo leer dicho libro antes de empezar con la trilogía, aunque no sea estrictamente necesario para la comprensión de esta.


* El Hobbit, de J.R.R. Tolkien

Título: El Señor de los Anillos I. La comunidad del anillo. Autor/a: J.R.R. Tolkien.
Título original: The Lord of the Rings I. The Fellowship of the Ring
Editorial: Minotauro. Nº páginas: 488. Precio20,95€

95 comentarios sobre “El Señor de los Anillos I. La Comunidad del Anillo, de J.R.R. Tolkien

  1. Bueno, pero qué vergüenza, por lo que se ve aquí todo el mundo lo leyó con 10 años y yo no fui capaz de llegar ni al segundo capítulo! hahahaha
    Pues interesante dato, hasta he visto en librerías diccionarios del élfico de Tolkien. Es impresionante, creó todo un mundo con sus leyendas y lenguas.
    Un beso de trotador!

    Me gusta

  2. Gracias por devolverme tú la visita! Es pesado para todos los lectores que no les apasiona el género fantástico, ya que es un clásico. Lo mejor si no te atrae mucho la idea es esperar o dejarlo pasar.
    Las crónicas de Narnia son novelas juveniles, cuentos para explicar a los niños, pero tienen algo que me apasiona.
    Un beso

    Me gusta

  3. Albanta, este no es uno de esos libros que al principio se te hacen pesados y después mejoran a la mitad de la lectura, si no te gustaron las cincuenta páginas que leíste lo más probable es que te guste igual toda la historia. Lo que sí que te recomendaría es que miraras las películas, creo que te podrían gustar.
    Un beso!

    Me gusta

  4. Pues me sorprendes, pues no pensé que a alguien que no le apasione el género le pueda gustar este libro pues soy de la opinión que está cargado de fantasía sin límites. Otros libros más actuales intentan mantener un poco de equilibrio entre el realismo y la fantasía.
    Muchas gracias por tu visita Tatty!

    Me gusta

      1. Hola Stefano,

        No estoy de acuerdo. Cuando me refiero a fantasías sin límites no quiero decir que no tenga sus normas. Lo que quiero decir es que en El Señor de los Anillos hay razas (orcos, elfos, etc), conjuros, magia, bestias, etc. Hay otras novelas de fantasía que no es así, como por ejemplo la trilogía de Patrick Rothfuss.

        Saludos,

        Me gusta

  5. ¿Ves? A mí El Hobbit se me hizo corto. El Señor de los Anillos no ha sido un libro que se me haya hecho denso, al revés, es largo pero el autor va al grano y prosigue la historia sin pausas ridículas.
    Muchas gracias por la visita Carla! Besos!

    Me gusta

  6. Y te recomiendo que no lo hagas pues no tiene nada que ver con la saga de George R. R. Martin. Para nada. Pues este contiene un realismo implícito dentro del género fantástico, y Tolkien es de magos, trolls, dragones, enanos y elfos. Es fantasía clásica, diría yo!
    Un beso!!

    Me gusta

  7. Lo leí hace muchísimos años y no me importaría releerlo de nuevo, pues es de lo mejor que se puede encontrar en literatura no sólo fantástica, sino en general. La reseña es estupenda y anima a leerlo de nuevo.

    Un beso.

    Me gusta

  8. Nunca los he leído aunque llevo tiempo detrás de ellos. Leí El Hobbit, y me gustó muchísimo, espero leer estos pronto. Las películas son de mis favoritas así que el libro tiene que ser sorprendente (:
    Gracias por la reseña tan completa!
    Besitos<3

    Me gusta

  9. Te ha quedado una reseña estupenda, Trotalibros: con lo difícil de explicar que es esta obra! La leí a raíz de la película y me gustó bastante, pero tengo una deuda pendiente con el resto de obras de Tolkien. Espero ponerme con El Hobbit en breve! La verdad es que este es uno de esos libros que te trasladan en cuerpo y alma a su mundo. 1beso!

    Me gusta

  10. Fantástica reseña! Yo debía de tener unos 13 años (hoy tengo el doble xd) cuando leí “el señor de los anillos”, recuero lo mucho que me había gustado, me has dado ganas de recordar porque 🙂

    Yo también ya te sigo

    Un beso

    Me gusta

  11. Me crees si te digo que nunca he leído ni visto nada del señor de los anillos? Conozco la historia por vuestras reseñas y comentarios, pero nada más…
    Aquí una nueva seguidora,
    Besos
    Lupa

    Me gusta

  12. Muchas gracias, que esto me lo diga la mismísima Tizire es todo un halago! Te recomiendo El Hobbit, se explica los orígenes de todo, leerás cuando Bilbo tuvo la aventura de los tres trolls que se lo querían comer y su encuentro con Gollum para conseguir el Anillo!
    Un beso

    Me gusta

  13. Si me dices esto yo te responderé lo siguiente: Si has visto y revisto las pelis intuyo que te encantan y si te encantan las pelis -quizás no tanto con Narnia pero sí con ESDLA- leyendo el libro descubrirás muchísimas cosas que las pelis omitieron o modificaron.
    Un beso Alba!!! 🙂

    Me gusta

  14. Este libro me lo leí hace varios años: cuando iba a la ESO! Y la verdad es que me encanto. Cuando todo el mundo decía que era aburridísimo por las descripciones que hacía y las comparativas entre mundos, yo decía que era lo mejor del mundo. ¿Cómo, si no, vas a conseguir meterte tanto en la historia? Realmente son detalles muy enriquecedores.
    Sin embargo con el segundo ya no pude jajaja. Un libro me gusto mucho, llego a la segunda parte y no lo termino. ¿Habrá que ponerle remedio entonces!?

    Un beso

    Me gusta

  15. Te animo a que leas la trilogía completa. Supongo que es lógico que a la ESO la mayoría de gente se le haga denso pero si sabes disfrutar de sus descripciones se te hace hasta ameno.
    Muchas gracias por la visita, Igone!
    un beso!

    Me gusta

  16. Yo tengo el libro en mi estantería, me pasó lo mismo que a vos, lo agarré cuando era muy chico y tengo como una resignación a leerlo, aunque tengo muchas ganas todavía!! Las películas son fantasticas, los efectos, las guerras, todo, pero me paso que nunca pude terminar de verlas, se todo lo que pasa porque a veces la agarraba empezadas y me veía el final o las agarraba del principio y no veia el final.
    Me has dado ganas de leer el libro, es mas, termino los 4 libros que tengo pendientes y me pongo a leer este; también me apunto Narnia que en este año en la feria del libro me lo perdí…
    Saludos!

    Me gusta

  17. Hola! Gracias por pasar por mi blog y por enseñarme el camino al tuyo. Has reseñado el comienzo de una gran saga. En mi caso no la leí porque el género fantástico no es de mis preferidos. He visto las adaptaciones cinematográficas, que sin duda son muy buenas, pero no creo que tome los libros. En cambio, no sé por qué, hay algo que sí me atrae de “Las crónicas de Narnia”, quizá es que es un universo desconocido para mí porque aunque son muy promocionadas no sé nada de ellas. Besos y te sigo.

    Me gusta

  18. jajaja yo es que creo que ya nací leyendo ^^ con esa edad también leía las novelas románticas de mi madre, esas si que no las recuerdo…lo que recuerdo es la bronca de mi padre cada vez que veía leyendo eso “indecente” según el.

    Besitos

    Me gusta

  19. Muchas gracias a ti por devolver la visita!! Pues anímate con crónicas de Narnia, vale mucho la pena y aunque sea más dirigido a un público infantil, su prosa está tan cuidada que es muy adecuada para adultos!
    Un beso, Andrea!

    Me gusta

  20. Hace muchos años intenté leerlo, pero me aburría soberanamente… las películas me encantan 🙂 Tendré que volver a intentarlo a ver si ahora lo puedo disfrutar o lo descarto de mis lecturas para siempre jajaja

    Estupenda reseña 🙂

    Me gusta

  21. Te darás cuenta por mi foto de perfil que soy una fanática de estos libros. No puedo decir que los leí, porque fue más bien que los devoré, me enamoré y siempre los amaré. La historia, la forma en que nos ubica en un lugar lleno de fantasía, con un grupo de personajes tan diferentes como encantadores, todo lo hace una maravilla.
    Las películas son muy buenas, pero como toda adaptación deja cosas fuera e incluye otras que no aparecen en el libro.
    Gandalf y Aragorn, son mis personajes preferidos del primer libro. Más adelante, tengo otros.
    En cuanto a las Crónicas de Narnia, no leí todas, pero sabías que ambos autores eran íntimos amigos?
    Besos.

    Me gusta

  22. Soy fan de las películas, y solo he leído El silmarillión de Tolkien, apenas he podido adquirir este libro en la FIL, y estoy ansiosa por empezarlo
    Qué curioso que saquen a relucir las crónicas de Narnia, eran amigos los autores como dice Luciana
    Besos

    Me gusta

  23. Yo soy una fanatica lectora, y mi tia una fanatica de el señor de los anillos, yo lo quise leer, y ella me dijo que primero dtenia que leer el hobbit, lo comence a leer y me aburrio, no lo termine de leer. Añisimos mas tarde llego la pelicula del hobbit y la fui a ver con mi tia, me encanto la pelicula y al dia siguiente comenze a leer el libro, y asi…. me encantan esas peliculas.

    Me gusta

  24. Este tipo de películas me entretienen mucho, es atractiva, además mezcla una serie de elementos que hace que la cinta se disfrute mucho visualmente. Por otra parte hace poco tuve la oportunidad de verla a través de Filmes Online, y me sigue gustando pero siento que son muy largas y eso puede causar que el espectador se aburra, sin embargo es muy recomendable la cinta.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s